Empresas

ISO 9001: un estándar mundial en mejora de procesos

La norma ISO 9001 mide diferentes parámetros de calidad al interior de una empresa u organización. Todas las empresas requieren, mediante documentación,   regular sus protocolos. Esto sin duda se verá reflejado en el margen de ganancias de la compañía.

Los principios básicos de la gestión de calidad, es que son reglas de carácter social encaminadas a mejorar la marcha y funcionamiento de una organización mediante la mejora de sus procedimientos internos y si corresponde el caso, estas normas se combinan con los procedimientos técnicos con el objetivo de lograr una mejoría de cómo el cliente percibe a la empresa.

Ahora bien, es un hecho que toda mejora, por más pequeña que sea, reporta un beneficio para la empresa. La norma ISO 9001 viene a regular tanto la forma en como las personas se desempeñan laboralmente, ya que todos se ven expuestos a nuevos desafíos y exigencias (día tras día).

Otro beneficio de implementar la norma ISO 9001 es que harán a la empresa cada vez más competitiva, producto de las múltiples mejoras que se pueden realizar estableciendo protocolos.

Definición de norma ISO 9001

Es un método de trabajo que se considera una de las mejores para la calidad y la satisfacción para el consumidor final. Dicho de otra manera esta norma regula y mejora los aspectos organizativos de una empresa, la cual se puede definir como una entidad con fines de lucro, compuesta por diferentes individuos que busca la persecución de un objetivo en común y final.

Más beneficios de la norma:

  • Mejora el orden interno de las empresas y organizaciones:
  • Mejora el análisis de los productos y procesos, por medio del ordenamiento de sus procesos.
  • Ayuda a una mejor planificación de sus actividades.
  • Genera una disminución de los costos.
  • En definitiva es una mejora continua para la organización.

 

Planificación y organización

La norma de sistemas de gestión de calidad puede ser un documento difícil de entender en primera instancia; está escrito en un lenguaje cuasi-legal y señala los requisitos en términos muy generales, ya que está destinado a ser aplicado a todos los tipos de actividad empresarial.

Dependiendo del tamaño y la complejidad de su empresa, un proyecto de implementación de esta norma puede tomar de seis meses a dieciocho meses en completarse. El proyecto ISO necesita estar bien planificado en relación a la cantidad de tiempo y diversos recursos necesarios para llevarse a cabo, las actividades específicas y quiénes serán los responsables de cada actividad.

En Codriansky ayudamos asesoramos a su empresa a que pueda certificarse en sistemas de gestión. Puede tener más información en http://www.codriansky.cl/

Comenta con Facebook

About the author

Equipo de Prensa

experto en SEO, aficionado a la ciencia y poesía, amante de la buena comida, actualmente trabaja en https://www.maadchile.cl